Noel Gallagher lloró durante su show en la reapertura del estadio Arena de Manchester

El estadio Manchester Arena reabrió sus puertas con el concierto denominado “We Are Manchester”, que buscó ayudar a borrar el recuerdo del ataque terrorista cometido en ese escenario en mayor pasado, en el que murieron 22 personas.

Cerca de 14.000 personas, algunos de ellos familiares de las víctimas, participaron del evento. El alcalde Andy Burnham agradeció el apoyo. “Gracias a la ciudad por reunirse”, dijo. “Gracias por ser lo que son. Somos Manchester, una ciudad unida, nada nos cambiará, nada nos dividirá nunca”.

Uno de los momentos más emotivos fue cuando sonó “Don’t Look Back In Anger”, clásico de Oasis, interpretado por Noel Gallagher junto a los High Flying Birds. El cantante y guitarrista se emocionó al terminar el tema y señaló al cielo como homenaje a las víctimas. The Courteeners, Blossoms, Rick Astley y DJ Clint Boon fueron otros de los artistas que participaron. También se buscó en recaudar fondos para construir un monumento a las víctimas.